martes, 12 de junio de 2012

Una noche de Encrucijada


Hace algun tiempo cuando practicaba ingles en un club de conversación, una amiga me presto un libro, creo que era britanico. En mi ingles basico e incipiente lei una historia que me gusto mucho, hoy la quiero recordar de esta manera…

El crepitar de la leña se confundía con los otros sonidos de la noche, el arquero se acerco sigilosamente al grupo que se encontraba sentado alrededor del fuego sin que nadie se percatara de su presencia.

Mi señor he revisado todos los alrededores del castillo – anuncio apareciendo inesperadamente al lado del que parecía el líder del grupo y todos los que estaban sentados se levantaron empuñando sus armas.

Rayos, siempre tienes que acercarte de esa manera? - Gruño el más grande del grupo – un día de estos te voy a cortar la cabeza de un solo tajo.

A callar, no quiero discusiones, al menos no esta noche – dijo finalmente el lider – dime que has visto por favor.

El castillo está fuertemente protegido, han traído tropas desde las comarcas más lejanas y están armándolas con todo lo que tienen a la mano. Mi señora se encuentra presa en la torre más alta del castillo, flanqueada por armas y hechizos oscuros. El señor tenebroso tiene a la bruja a su lado todo el tiempo alertándolo de todo, lanzar un ataque directo para rescatarla con nuestras tropas es un suicidio – al finalizar de describir lo que había visto, el arquero se quedo callado, jamás decía más de aquello que fuera necesario.

Dejadme los hombres a mí, mi señor. Mi hacha está lista a cortar cuanta cabeza se cruce en su camino, ataquemos el castillo – bramo el grandulón.

Lo sé mi fiel guerrero, pero la prudencia es lo más adecuado en estos tiempos difíciles – respondió calmadamente el líder del grupo – un grupo pequeño que se infiltre por la parte baja del castillo podría ser más efectivo, e igual necesitare del apoyo de tu fuerte brazo.

No será fácil, pero mi arco y mi flecha son suyos, a donde usted vaya iré yo, mi señor – señalo el arquero haciendo una reverencia.

Esta es una misión peligrosa, solo los que deseen ir conmigo lo harán – sentencio el líder.

Iré con usted - respondió el arquero.

No ha nacido quien se atreva a cortarme el paso, yo también iré mi señor – bramo el grandulón.

Y tú? mi fiel compañero, me acompañaras en este desafío? – dijo el líder mientras volteaba a mirar a un maduro hechicero.

Debes pensarlo bien, mi joven señor, un duro objetivo te has planteado, no sé si a buen puerto puedas llegar y puedes perderlo todo, incluido tu vida – replico el hechicero.

Lo sé mi buen amigo – respondió el líder – Pero dímelo tu, estoy  destinado al fracaso? No volveré a estar en presencia de mi amada?  Tú que con tu tercer ojo todo lo ves, aquello que nadie más puede conocer. No puedes darme con tu Ajana esas respuestas – Inquirió finalmente el joven caballero.

Con ella te veo nuevamente mi señor, los veo juntos y felices, pero no sé si es en esta vida o en alguna otra– sentencio finalmente el hechicero.

Eso me es suficiente, al castillo mis valientes!!! – los guerreros respondieron con un grito de guerra mientras empuñaban las armas dispuestos para una nueva batalla.

Hay ocasiones en que las no sabemos a ciencia cierta si ganaremos o perderemos, solo sabemos que vale la pena ir a luchar por aquello que deseamos, no dejen que nada detenga sus sueños.

3 comentarios:

JC dijo...

Vale la pena ir tras lo querido no importa el resultado mientras en el corazón se sepa que eso es lo que se quiere todo ira bien, lo demás uno se lo deja a Dios.

GUILLETECH dijo...

excelente relato, aplica tanto para lo sentimental como para lo laboral

Viejo.lobo dijo...

@JC Siempre se dice que es mejor intentarlo a rendirse sin lucharla, habra que aplicarlo mas seguido.
@Guilletech es cierto, aplica para muchas cosas en la vida